Cómo es dar a luz en la maternidad de O´Donnell

Spread the love

Como muchos ya sabéis, porque lo relaté en este otro post, mi primer hijo nació allí, así que os voy a contar cómo es dar a luz en la maternidad de O´Donnell.

  • Cuando os pongáis de parto, la entrada la tendréis que hacer por urgencias. Se puede bajar con coche hasta la misma puerta, pero no se puede aparcar. Esto viene genial, pues puedes ir pasando por ventanilla mientras se van a aparcar.
  • En la sala de espera hay algunas máquinas expendedoras, que vienen bastante bien, ya que hay veces que tendréis que esperar allí hasta que haya paritorio libre. Yo estuve unas cuantas horas, incluso con el camisón que me dieron ya puesto. Recuerdo ver allí algunas mujeres con contracciones ya fuertes. Suele haber bastante gente siempre.
  • Las bolsas o maletas que tengas, las llevarás contigo al paritorio, pues no te dan habitación hasta un par de horas después de que des a luz.
  • Al llegar al paritorio verás encima de una cuna el body, pañal y gorrito para cuando nazca tu bebé. Así te vas motivando 😉
  • El mismo paritorio es donde pasas la dilatación y luego el expulsivo. Hay camas articuladas que cambian de posición.
  • A mi me pilló un cambio de turno en el paritorio, y he de decir que las dos matronas que tuve fueron geniales. Ambas se presentaron con una sonrisa en cuanto entraron por la puerta. En general, todo el personal que pasó por mi habitación fue super amable.
  • No se si será siempre así, pero a mi cuñada, que es ginecóloga en otra clínica, le dejaron atenderme el parto. Simplemente se presentó, y no le pusieron ningún problema. Así que si tienes un ginecólogo de confianza y quieres que te atienda el parto, puedes preguntar.
  • Si os ponéis la epidural, vuestro acompañante tendrá que esperar fuera mientras está el anestesista.
  • En los partos vaginales, respetan el piel con piel. Tras el parto pasáis un par de horas a solas con el bebé. Nos comentaron que siempre es así, a no ser que estén muy cortos de paritorios.
  • Son pro lactancia materna. A mi me ayudaron mucho a encontrar una postura cómoda para darle el pecho.
  • Las habitaciones son muy grandes. Todas dan al patio interior, pero son luminosas. No hay sofá cama para el acompañante, sólo el típico sillón que se reclina.
  • En todas hay una encimera con una pila que es donde bañan al bebé. Es muy útil también para cambiar el pañal. En un armario bajo esta encimera es donde te dejan los pañales, gasas…
  • Ni para ti, ni para el bebé necesitarás casi nada mientras estéis ingresados. Únicamente necesitarás la ropa con la que saldréis los dos del hospital y bragas (desechables o no)para ti. Para el bebé te darán bodies y pañales. Para ti bata-camisón y compresas.
  • Al bebé únicamente lo pierdes de vista cuando le hacen la prueba del talón. La del oído se la hacen en la misma habitación.
  • Por la noche no te molestan. Únicamente entran a tu habitación si tú les llamas o si oyen llorar mucho al bebé.
  • Las comidas están ricas para ser un hospital, pero a mi me parecen algo escasas, así que llevad tentempiés. Tened en cuenta que entra un hambre atroz tras dar a luz.

Con estos detalles, os he contado lo más importante de cómo es dar a luz en la maternidad de O´Donnell. Y si aun estás dudando si ir a hospital público o privado, puedes leer también cómo es dar a luz en Quirón San José.

Write a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *